Y me disculpo por dos esdrújulas una al lado de la otra en el título (ja, otra esdrújula, I’m on a roll,) pero no se me ocurrió uno que encapsulara mejor de lo que estoy hablando, como quiera: vámonos por partes. Hace apenas minutos postié el tráiler de The Girl With All The Gifts que son, cinta y libro, un giro bastante impredecible de una historia que ha sido contada muchas veces, la gran mayoría de las cuales apesta durísimo a arenque.

Sin embargo, hay muchas muy buenas cintas de muertos vivientes que, justo, se salen del molde de una película típica del género, esta pequeña lista comprende los highlights de las horas y horas y horas de cintas de terror que un servidor se ha tenido que refinar, claro, sí y sólo si se tratan de zombies.

Deadgirl.- Una de las cintas más perturbadoras que he visto, punto… Pero bueno, para no hacer la reseña/recomendación más corta que he escrito, Deadgirl trata de un par de vatos de la chingadísima que encuentran una muerta viviente amarrada en un antiguo sanatorio y, dang, no les quiero adelantar mucho más porque vale mucho la pena que la vean, eso sí, es súper NSFW.

The Returned.- Tal vez la más flojona de la lista, The Returned es una co-producción española/canadiense cuyo planteamiento básico es: vinieron los zombies, pero tenemos ya una vacuna, el pedo es qué tan bien se adaptan al mundo post-zombies aquellos que regresaron de la muerte y están bajo estricto control médico. No es mala, de hecho es muy buena, pero termina siendo una especie de thriller policiaco más que una cinta de zombies, pero nada mucho más grave que eso.

Mutants.- Me tardé AÑOS en encontrar esta cinta francesa porque, cuando busqué cintas francesas de zombies, Google me aventó otros dos resultados: The Horde y The Returned (otra Returned que no es la de arriba y que también vale la pena,) pero pa’ mis pulgas esta es superior. Mutants cuenta la historia de una pareja que está tratando de sobrevivir el Apocalipsis Zombie y… Creo que lo voy a dejar hasta ahí porque cualquier spoiler les va a echar durísimo a perder la cinta.

Fido.- En general no soy fan de las comedias de terror, pero Fido me ganó por alguna razón, tal vez porque es de verdad muy divertida, además de que sale Carrie Ann Moss de hawt mom.

Pontypool.- Esta cinta peca de ser un lugar común cuando se listan películas atípicas de muertos vivientes y, erm, de todo tipo, no sólo zombies, pero vale mucho la pena incluirla porque es interesantísima, si bien es y no es de zombies… Vamos, es una forma de muerte en vida que se contagia por la palabra, eso es lo más que puedo decir sin arruinarles verla.

28 Weeks Later.- Que sólo la incluyo por poder decir lo siguiente con todas sus letras: los “zombies” de 28 días y semanas después NO PINCHES SON ZOMBIES CON UNA CHINGADA, no están muertos, son gente que contrajo el virus de la rabia (en inglés the rage virus, no the rabies virus) y es por eso que se PINCHES MUEREN cuando se quedan sin comida… Una vez dicho lo cual, la original y su secuela (que es todavía más frenética,) aún sin ser de zombies, son parcialmente responsables (junto al remake de Dawn of the Dead) de los fast zombies que eventualmente causaran tantos estragos en World War Z.

Leave a Reply

Your email address will not be published.