Con los asesinos seriales pasa igual que con las bandas de rock: la gente siempre habla de los mismos, habiendo muchas mejores opciones que, por angas o mangas, no son tan conocidas. Así pues, todo mundo conoce a The Zodiac, Ted Bundy, Jeffrey Dahmer, John Wayne Gacy, Aileen Wuornos y Jack The Ripper, pero hay mucha gente incluso más loca que ellos (y que han asesinado a más) que no son tan conocidos.

Sólo aquellas pobres almas que somos aficionadas a los podcasts y libros de “true crime,” sabemos de la existencia del Torso Killer (un asesino serial que fue perseguido por el mismísimo Elliott Ness,) H.H. Holmes (contemporáneo de Jack The Ripper y uno de los asesinos más prolíficos de los Estados Unidos,) o Richard Chase, y muchas veces terminamos leyendo más de lo mismo o viendo documentales (muchas veces mal hechos) de la misma pandilla de personajes.

Es por eso que, cuando llegamos a topar a algún asesin@ cuya existencia haya pasado desapercibida o que simplemente nos sorprenda, inmediatamente hacemos una nota mental y averiguamos lo más que se pueda al respecto de él o ella. Acá les van 3 que recién conocí gracias al excelente podcast de Dan Zupansky y al libro Masters of True Crime: Chilling Stories of Murder and the Macabre.

Leonarda Cianciulli (1894 – 1970.)- Una de las primeras personas en portar de manera oficial el mote de “psicópata,” un nuevo término que fuera acuñado por el Dr. Hervey Cleckley en su libro “La máscara de la cordura.” Cianciulli asesinó a tres de sus amigas para “proteger” la vida de uno de sus hijos que se había ido a la guerra. Apodada la “jabonera de Correggio,” usó la grasa de sus víctimas para hacer jabones y su sangre para hacer galletas que luego le dio de comer a sus invitados. Aquí puedes encontrar más información sobre ella.

Genene Jones (1950 – sigue con vida.)- Con dos asesinatos confirmados y la sospecha de haber cometido por lo menos otros 60 más (aunque hay quien dice que puede llegar a 100 la cifra,) Genene es una de las asesinas seriales más prolíficas de la historia y a su horario de trabajo dentro de los hospitales se le conocía como “the death shift.” Jones era una enfermera pediátrica que asesinaba bebés para luego fingir que sufría mucho por sus muertes, algo que se conoce como síndrome de Munchausen por proximidad. El podcast al respecto dentro del serial de Dan Zupansky es increíblemente macabro. Por cierto, por un vacío legal (y la sobrepoblación de las cárceles,) hay chance de que sea liberada pronto.

Amelia Dyer, la ogresa de Reading (1837 – 1896.)- Con un período de actividad de más de 20 años, Amelia Dyer bien pudo haber asesinado a 400 infantes, mismos que eran puestos bajo los cuidados de su “granja para bebés,” una antigua práctica europea que (por suerte) cayó en desuso y que básicamente se trataba de que las mamás que no podían cuidar de sus hijos, los acomodaban en granjas en las que “los cuidaban” por ellas, esto obviamente se prestaba a cualquier cantidad de abusos, pero Dyer era famosa por matarlos en cuanto sus padres se iban, manteniendo sólo una cantidad de niños vivos para mantener su negocio bajo la apariencia de ser legal.

Peter Dinsdale (1960 – sigue con vida.)- También conocido como Bruce George Peter Lee (se cambió de nombre en honor a su héroe, Bruce Lee.) Peter es el hijo de una prostituta que lo maltrató de tal manera que, por falta de alimento, no se desarrolló completamente y, de hecho, padece de sus capacidades mentales por las mismas razones. A la edad de 19 años, Peter empezó una carrera como pirómano que se mantuvo activa durante siete años en los que cometió 11 incendios intencionales, dejando una cifra de 26 muertes de las que es directamente responsable. Es uno de los asesinos seriales más prolíficos del Reino Unido, pero su caso no fue tan reportado porque las noticias de sus crímenes salieron a la luz al mismo tiempo que el caso de Peter Sutcliffe, el destripador de Yorkshire. La celebrada autora Carol Anne Davis escribió sobre el caso dentro de la antología que menciono arriba y su capítulo lleva por nombre Twisted Firestarter.

Leave a Reply

Your email address will not be published.