No es ningún secreto que hoy en día muchos fanáticos de la música ODIAN con todo su ser la experiencia que actualmente puede representar un concierto, creo yo que especialmente los que se inclinan más hacia el rock, metal, etc.

Y ¿por qué? Pues porque, aceptémoslo, hoy en día los conciertos que más “pegan”, por así decirlo, son los que involucran pagar arriba de 600 pesos  para ver a un DJ que siempre es tema de discusión si lo que hace es realmente tocar y bla, bla.

Pero claro, los conciertos “normales” aún siguen muy activos, solo que talvez ya no son tan trendy como lo eran antes.

Yo en lo personal me considero fan tanto de los conciertos de hoy en día como de los que son más apegados a los conciertos de antes, ya que creo que cada tipo de concierto es diferente, dependiendo de lo que vas a escuchar, ver y hacer.  Así que haré una especie de comparación sobre ambos tipos de conciertos y sus puntos tanto positivos como negativos para que, de ahora en adelante, no sólo tengas mucho más claro a qué demonios vas sino también para que te hagas un poco más condescendiente a la hora de que alguien te platique que fue a ver a DJ Osito y tú sólo salgas con tu carota y empieces a criticar el sistema socio-político en la música y esas cosas por el estilo, esto si eres un hater claro, de lo contrario igual quédate a leer, total la nota está chida.

ANTES:

Se suele decir que en todos los conciertos de antes, de x género, a lo que ibas era a ver cómo tu grupo favorito salía al escenario a recrear su música y tú estabas ahí para atestiguar como cada canción era creada por las manos propias de los artistas y más cosas así fumadísimas.

Creo que todos estos son puntos bastante válidos, pero también algo exagerados, ya que no sólo vamos a un concierto para deleitarnos de buena música, sino también a echar un buen rato de desmadre y pues en los conciertos de antes esto estaba presente, pero con un poco más de discreción.

A este tipo de conciertos los considero mucho más “épicos”, porque la experiencia que representan y que generan es mucho más memorable que la de cualquier concierto actual, además de que el ambiente no es tan loco, claro depende de la banda y el género, pero sí, a estos conciertos se va realmente por un gusto mayor al desmadre y es por un gusto al artista y a la música misma.

 

Puntos Buenos.

-Ves a un artista mucho más sincero.

-Dependiendo del género encontrarás cierto ambiente.

-Experiencia mucho más memorable.

-La gente tiene el mismo gusto musical.

-Te puedes identificar más con los presentes.

-Más música menos glamour.

-Más calidad en el recinto.

-El artista suele estar más tiempo.

-Menos mame social.

 

Puntos Negativos.

-No hay tantos eventos.

-Menos tolerancia a los demás géneros.

-Menos espectáculo.

HOY:

Los conciertos de hoy en día, creo yo, están un tanto mal juzgados, en especial por esas personas que son más apegadas a los conciertos de antes. En mi opinión los conciertos de hoy en día se enfocan mucho más al desmadre, pasando a segundo plano la música y la experiencia.

Es más factible que hoy en día te presuman lo borrachos que se pusieron en el concierto (como si fuera algo para presumir) a que elogien el lugar, la música y al artista.

Sin embargo, todo eso es por lo que ha pegado muy cañón; creo que el estar queriendo encontrarle el sentido a todo es lo que a veces hace los eventos y las cosas un poco de hueva, a veces es mejor ir, poner tu mente en blanco y divertirte; después de todo los DJ´s, son expertos en hacernos bailar y en hacernos disfrutar de una buena parranda.

Puntos Buenos.

- Buen ambiente.

- Es una fiesta.

- Hay mucha más variedad.

- Más eventos.

- No hay tanto filosofeo.

- Buen espectáculo.

- Dentro del mismo evento hay muchas más actividades.

- Menos choro, más música.

- Es lo Trendy.

 

Puntos Negativos:

- Menos calidad de música.

- Repetitivo.

- Artistas mucho más planos.

-  Mucho mame social.

Veredicto:

Como pueden ver hay muchos puntos tanto buenos como malos de cada tipo de concierto, repito; yo creo que lo fundamental es saber a quién y qué quieres ver y escuchar, si tu eres de los que disfruta más ir a ver a una banda a que “recree la música con sus manos”, pues no vayas a ver a DJ osito en el festival electrónico de moda.

Y hablando de eso, creo que esta superchido que hoy en día se puedan disfrutar de eventos masivos como lo es un festival en el que haya mucho crossover entre géneros y artistas musicales, ya que finalmente, creo que no hay nada mejor que disfrutar de la música en todos sus géneros, colores y sabores.

 

Conclusión:

Vayas al concierto que vayas, elige bien y disfruta.

Leave a Reply

Your email address will not be published.