Cada vez que veo al coreógrafo Yanis Marshall muy empoderado en unos altísimos tacones bailando single ladies, pienso que él es hombre y tiene más gracia que muchas de nosotras y que también deberíamos poder bailar así con esas plataformas.

Luego vienen a mi mente los argumentos de las feminazis: “los tacones son un símbolo de sumisión, son el corsé del siglo XXI, sexualizan y fragilizan a la mujer, muestran disposición al sufrimiento”, y más etcéteras llenos de etcéteras.

Yo he llegado a una conclusión más simple: nada de sobresexualización ni de estereotipos ni de dolor; los tacones causan rechazo porque no se saben elegir.

Para caminar con soltura hay que dar los primeros pasos sin miedo, aunque tampoco hay que ser temerarias. Es obvio que alguien que nunca ha usado tacones y ya le trae ganas a unos stilettos, tampoco le tiene miedo al ridículo o a los esguinces. Es muy importante comenzar con tacones bajos e irlos subiendo en la escala de los centímetros conforme se vaya adquiriendo seguridad y práctica. Los reyes de la dificultad son los tacones de aguja, pero no son inconquistables si se toman en cuenta los siguientes tips.

Captura de pantalla 2014-08-08 a la(s) 12.27.37

 

PASO 1: la medida del zapato sí importa

Es esencial que cualquier zapato se amolde correctamente al pie. La horma no debe apretar los dedos, el sudador del forro no debe rozar el talón, el zapato no debe asfixiar al pie pero éste tampoco debe nadar en el zapato.

En el caso de los tacones, la forma más fácil de probarlos es ponerse de puntas con éstos puestos. Si el zapato se sale con facilidad o aprieta mucho, no es el número adecuado.

Big-Shoes_resize

 

PASO 2: el caminado del pollo espinado

¿Cuántas mujeres lejos de verse seguras con unos tacones, pareciera que les duelen las piernas y que se van a caer? Caminar erguida es la postura básica para poder balancear de manera natural el cuerpo. También, por sentido común, entre más altos sean los tacones, más cortos y lentos deben darse los pasos.

Si nunca se ha caminado con tacones, un buen ejercicio es caminar en puntas, ya que para mantener el equilibrio es necesario fortalecer los tobillos y los dedos.

tumblr_m73k8d4KVE1qdrskyo1_500

PASO 3: tacón-punta-tacón

Cuando se usan tacones, un error común es caminar apoyando todo el pie. Para no perder el equilibrio primero debe apoyarse el tacón, luego la punta y cuando la punta de un pie esté en el piso, el tacón del otro pie debe estar apoyándose. De igual forma, para las escaleras hay reglas. Si se van a bajar, se apoya el pie por completo; si se van a subir, con la punta o de lo contrario, el tacón mal pisado puede originar un accidente.

tumblr_mqnxgeSc2t1stzgemo1_500

PASO 4: la práctica hace al maestro

Cuando nos compramos unos tacones hay que tener la certeza de sentirnos seguras en ellos. Esto implica conocer el zapato y caminar con ellos durante uno o varios días en casa. También hay un cierto glamour en el caminado de pasarela, es decir, ir posicionando un pie enfrente del otro; se puede practicar colocando en el piso una cinta adhesiva para caminar sobre ella. Este estilo solo luce con tacones muy altos y delgados.

bend and snap

PASO 5: la comodidad ante todo

Si no nos sentimos cómodas con alguna altura o tipo de tacón, entonces no insistamos en usarlos. Los tacones pueden ser nuestros mejores aliados para estilizar nuestra figura, darnos mayor altura y hasta ayudarnos a proyectar seguridad, pero debemos caminar con naturalidad para lograrlo.

mean-girls-0

Ahora a inspirarse con Yanis Marshall y sus chicos con coreografías de reinas del pop en tacones. Si ellos pueden, nosotras… lo seguiremos intentando.

 

Leave a Reply

Your email address will not be published.