Soy un envidioso de lo peor y, si bien sabía que DSTRCTBL ya había tenido los Jason Jesse Skate Cons, en cuanto vi que amigos de mi TL estaban estrenando los Chuck II fui de chismoso a averiguar si ya estaban en tiendas. Por suerte los de Converse me invitaron a probarlos y chequé tanto un par de Chuck II como uno de Chuck Taylor All Star ’70 (que fueron lanzados el año pasado.)

chuck

 

70

Pocos zapatos tan icónicos como los Converse, yo mismo tuve más diez pares cuando estaba creciendo y puedo decir exactamente lo mismo de mis compañeritos del Colegio Mandril. El único pedo real que tenían es que había que domarlos, cosa que cuando tienes 14 años y lo que quieres es ser “cool,” te vale miles de kilos de reata, pero que cuando lo que quieres es estar cómodo a tus 30 (y subiéndole hasta los 40, un servidor es oficialmente una momia,) pues como que namás no está TAN cagado…

Por suerte el reporte oficial es que: están bien buenos, ya desde los ‘70 la idea era volverlos mucho más cómodos y traían una suela más pachoncita, pero en el caso de los Chuck II, la suela tiene esta tecnología a la que se le puso el turbo mamer nombre de Lunarlon (desde hace un rato, no es invento de Converse) que es como caminar en nubes que te aman de regreso. Ambos pares están más amplios (de hecho, muchos tenemos que usar media talla menos que antes) y en ambos casos la lona se siente más sólida.

Los Converse siempre han sido tennis de batalla, una vez que los quebrabas eran como estos asientos de piel para las bicicletas (los pinches Brooks, que cómo te sacan callos en el culo antes de que den de sí,) se volvían literalmente como una segunda pata (que, gracias al cielo, tu mamá a veces echaba a la lavadora porque olías a león.)Es por eso que, full disclosure: como me regalaron un par de ’70 ya los probé ya con la longboard y constaté mi teoría de  que son muy parecidos en feeling a mis viejos tennis de Vision Street Wear salvo por el ollie pad:

ocimagea estos cabrones, los sigo extrañando macizo :C

El resumen ejecutivo es: está buenos, la verdad es que sí lograron actualizar a un clásico que se ve bien lo mismo con joggers que jeans y que, por desgracia para las morras, por lo visto no saldrá de nuestro guardarropa otra vez.

Leave a Reply

Your email address will not be published.