Ahorramos por mucho tiempo para hacer ese viaje soñado a algún lugar muy lejos de casa y terminamos haciendo esto —>

Cada quien tiene derecho a tomarse las fotos que se le vengan en gana, aunque yo soy enemiga de aquellos que se avientan álbumes de 429 fotos en la misma pose en la Torre Eiffel. Perdón, pero si googleamos podemos ver dicha estructura desde cualquier ángulo sin las caras desveladas y/o las “muecas chistosas”… o esas poses en la pirámide del Louvre o ¡en la torre de Pisa!

Un amargado (como yo y muchos más) alemán llamado Philipp Schmitt está trabajando en una cámara que precisamente impide que los viajeros tomen las fotos que otros han captado en distintos destinos, esto gracias a la geolocalización.

La Camera Restricta, como se llama este prototipo, funcionará a partir de la metadata de Flickr y Panoramio para determinar cuales son los paisajes favoritos de los turistas, si identifica más de 35 imágenes a 35 metros alrededor del punto en donde el usuario se encuentre no te dejará captar ninguna fotografía ya que retrae el botón de la cámara para captar una imagen. Es decir, la cámara funciona con el celular.

Aquí el video de este genio amargado para que entiendan mejor cómo funciona:

Leave a Reply

Your email address will not be published.